Tipos y marcas

Nuevo Mini, el clásico más joven del mercado

El Mini es sin duda el coche más popular de cuantos han sido fabricados en Gran Bretaña. Nació a finales de la década de los 50 y ya en los años 60 se convirtió en un icono para toda una generación.

Muy pronto su fama cruzó fronteras y el Mini fue un clásico en las ciudades de medio mundo. Su popularidad fue tal que, además de fabricarse en el Reino Unido, otros países como Bélgica, Australia, Chile o Sudáfrica entre otros contaron con plantas de producción para atender a la enorme demanda que existía en todo el mundo del Mini.

Diseño innovador

Desde su nacimiento el Mini fue un automóvil innovador cuyo diseño inicial se debe a Alec Issigonis, quien creó un coche urbano de pequeñas dimensiones, con tracción delantera y un completo aprovechamiento de los espacios.

Aunque siempre ha sido un automóvil dirigido a un público joven y urbano, el Mini cuenta en su historia con importantes triunfos deportivos en las competiciones de rallys, destacando las tres victorias en el Rally de Montecarlo, uno de los más prestigiosos del mundo y donde solo los mejores coches de las firmas más importantes han logrado inscribir su nombre entre los ganadores de la prueba.

El renacer de un clásico

A partir de 2001 Mini se reinventa y se adapta a los nuevos tiempos pero siempre manteniéndose fiel a su clásica estética que le llevó a la fama.

Cada nueva versión de Mini es acogida por el público con gran expectación, pues se sigue considerando un coche singular que hace especial a aquel que lo conduce.

Ahora llega una nueva versión con un equipamiento todavía más completo tanto en lo que se refiere a los últimos sistemas tecnológicos aplicados a la seguridad y a la eficiencia en la conducción como a los exclusivos detalles que le dotan de un nivel de confort solo equiparable a los mejores coches que hoy se pueden encontrar en el mercado.