Tipos y marcas

Los nuevos Smart estarán disponibles antes de acabar el año

Smart.

Una nueva generación del Smart está a punto de ver la luz. Las primeras unidades se podrán adquirir antes de que concluya el año y como mayor novedad Mercedes ha decidido sacar al mercado al mismo tiempo tanto la versión de dos puertas como la de cuatro (Fortwo y Forfour). Este coche eminentemente urbano sigue gozando de una gran aceptación entre los conductores europeos y con los cambios que se han implementado los responsables comerciales de la firma alemana esperan ganar cuota de mercado. Para ello, saldrá con un atractivo precio de lanzamiento por debajo de los 12.000 euros.

Los nuevos Smart se parecen poco a las versiones anteriores y se nota que en los diseños ha participado Renault, aliado con Mercedes en el desarrollo de estos modelos.

Personalizable

Una vez más, el diseño es uno de los grandes atractivos de este coche y mantiene la opción de que pueda ser personalizado en función de los gustos del cliente, con múltiples combinaciones en el aspecto exterior gracias a las numerosas molduras decorativas plásticas que se ofrecen.

El modelo de dos puertas, que es el más vendido, mantiene la misma longitud que su antecesor pero gana en anchura, lo que proporciona algo más de espacio en el interior. Se ha conseguido, además, ofrecer una mayor capacidad en su maletero, llegando ahora a los 260 litros. El Forfour sí gana en longitud y llega casi a los 3,50 metros.

Utiliza un motor ubicado en la parte de atrás de 1.0 litros de gasolina capaz de rendir, en función de la versión elegida, entre los 71 cv y los 90 cv de potencia. El consumo se sitúa en apenas cuatro litros cada 100 kilómetros y la velocidad máxima con el motor de 71 cv alcanza los 150 km/h.

Manual y automático

Ambas versiones estarán disponibles con caja de cambios manual de cinco velocidades y automática, ésta última cada vez con mayor demanda incluso en los coches más pequeños.

A nivel de equipamiento sale muy completo, destacando su pantalla de 3,5 pulgadas y la opción de pedir asientos calefactables, algo poco habitual en coches de estas características.