Consejos

El calor es un gran enemigo para nuestro coche

Car Repair Shop

Entramos en el verano y llega el calor. Son muchas las personas que disfrutan de sus vacaciones en esta estación del año y utilizan sus automóviles para desplazarse. Todas ellas deben saber que las altas temperaturas son las responsables de muchas averías y se pueden evitar si tomamos antes algunas medidas de mantenimiento.

Alrededor de 1,3 millones de vehículos necesitarán asistencia en carretera durante el próximo verano, con una media de 14.100 intervenciones diarias, entre otras causas por el aumento de las temperaturas, según una estimación del portal Coches.com, que ha realizado un interesante estudio que pone de manifiesto que el calor es un claro enemigo para nuestro coche.

Rendimiento del motor

El calor afecta de forma negativa al rendimiento del motor y hace que pierda hasta un 15 por ciento de su potencia, lo que incrementa el riesgo de sufrir averías. Así, según datos del Grupo Red Europea de Garantías de Vehículos (REGV), el 35 por ciento de los coches que acude al taller durante la época estival lo hace como consecuencia de un fallo en el sistema de aire acondicionado o de climatización.

Por ello, es muy recomendable proteger el vehículo del sol y del calor, así como vigilar la temperatura del motor, comprobar la presión de los neumáticos, el estado de las pastillas de freno o asegurarse de que el sistema de refrigeración se encuentra en buen estado. En este sentido, es fundamental comprobar los niveles tanto del circuito de refrigeración como del aceite antes de realizar un desplazamiento si no queremos encontrarnos con alguna desagradable sorpresa.

Visita al taller

Antes de salir a la carretera muchas de las tareas preventivas son sencillas y las podemos realizar nosotros mismos, sobre todo las relacionadas con el control de niveles, presión de neumáticos, etc. Sin embargo, una visita al taller por estas fechas para realizar una puesta a punto por personal cualificado resulta muy conveniente.