Servicios

Consejos a tener en cuenta a la hora de comprar un coche nuevo

Coche nuevo.

Las ventas de vehículos nuevos en España están aumentando y cada vez son más las personas que deciden cambiar su viejo coche por otro más moderno, aprovechando las ayudas del Plan PIVE y las mejores perspectivas económicas que se adivinan para el futuro, después de unos años de crisis en los que el mercado estaba muy deprimido.

Sin embargo, a la hora de realizar la compra de un coche hay muchos aspectos a tener en cuenta para que nuestra decisión sea lo más acertada posible, pues es un desembolso económico importante y hay que minimizar las posibilidades de error en la operación.

Marcarse un presupuesto máximo

Lo primero que debemos hacer si hemos decidido comprar un vehículo nuevo es marcarnos un presupuesto límite, sobre todo si tenemos que recurrir a un préstamo para poder realizar la operación. No hacerlo puede traernos problemas en un futuro.

Una vez sabemos cuánto dinero podemos gastar, es hora de elegir los modelos que más se ajustan a nuestras necesidades entre las diferentes marcas. La visita a distintos concesionarios nos servirá para poder comparar modelos y precios, y también podemos probar el coche antes de tomar una decisión definitiva.

¿Gasolina o diésel?

Para saber si nos interesa más un diésel que un gasolina tenemos que tener claro antes de la elección cuántos kilómetros realizamos al año. Si bien el precio del gasóleo es más económico que el de la gasolina, los coches diésel suelen ser más caros, aunque la vida media de estos suele rondar entre los 300.000 y los 400.000 kilómetros, frente a los 250.000 o 350.000 que tienen los de gasolina.

También es importante valorar las ayudas oficiales y de las marcas que podemos conseguir en función de elegir un modelo u otro, que nos puede abaratar mucho el precio del coche elegido.

Por último, y no menos importante, es conocer los impuestos que pagaremos por la compra del coche, distintos en función de la potencia del modelo que compremos, así como del precio del seguro obligatorio que necesitaremos para poder conducirlo.