Consejos

¿Cómo podemos reclamar el céntimo sanitario?

Woman's Hands Pumping Gasoline at the Service Station.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha anulado el impuesto a los carburantes en España conocido como céntimo sanitario y la sentencia abre la puerta a que los conductores puedan reclamar la devolución de ese dinero.

Sin embargo, la tarea no resultará sencilla para quienes reclamen ante Hacienda ese dinero, sobre todo para los conductores particulares, que no suelen solicitar factura en las estaciones de servicio al repostar.

La Unión Europea ha considerado que el denominado céntimo sanitario, instaurado en el año 2002 como un tributo para financiar la sanidad, vulnera la legislación europea, por lo que cualquier contribuyente está en su derecho de reclamar lo que le ha sido cobrado de forma indebida.

Ante la Agencia Tributaria

Las reclamaciones deben realizarse en las oficinas de la Agencia Tributaria y se deben presentar los justificantes que acrediten su pago, es decir, las facturas o un certificado de la empresa suministradora del carburante.

Hay que tener en cuenta, además, que no se podrá reclamar el total de lo abonado indebidamente, pues aunque este impuesto entró en vigor en 2002 las peticiones de devolución solo se podrán hacer desde  2009, pues por ley ha prescrito todo lo anterior a ese año, a no ser que se realizara una reclamación con anterioridad.

Si Hacienda rechaza efectuar la devolución del dinero que corresponde al céntimo sanitario, sería necesario formular una denuncia ante el juzgado para poder cobrar el importe satisfecho de forma indebida.

Ingresos superiores a los 13.000 millones

Se estima que Hacienda ha cobrado desde 2002 por el céntimo sanitario alrededor de 13.000 millones de euros, aunque ahora solo estaría obligada a devolver unos 4.000 al haber prescrito todo lo cobrado antes de 2009.

Las empresas de transporte y transportistas profesionales, que sí guardan las facturas, serán los más beneficiados por esta sentencia, que apenas tendrá impacto sobre los conductores particulares.